Eritromicina

Propiedades farmacológicas de la eritromicina

Indicaciones
Su uso está indicado para acné, carbunco, conjuntivitis, difteria, enfermedad de los legionarios, enterocolitis, erisipela, fiebre recurrente, faringitis, gonorrea, granuloma inguinal, infecciones cutáneas y de tejidos blandos, infecciones genitourinarias, infecciones en quemaduras, listeriosis, neumonía, sinusitis, tosferina, tracoma, uretritis no gonocócica. También está indicado en la prevención de la difteria, endocarditis y fiebre reumática. Es el antibiótico de primera elección en pacientes alergicos a los antibióticos beta-lactámicos.

Propiedades
Antibiótico del grupo del grupo de los macrólidos, con acción bacteriostática.

Contraindicaciones
Su uso está contraindicado en caso de alergia a antibióticos macrólidos, así como en madres lactantes.

Precauciones
En pacientes con insuficiencia hepática puede ser preciso reducir la dosis. En caso de estolato de eritromicina, debe limitarse la duración del tratamiento a un máximo de 10 días. El antibiótico debe ser administrado por vía oral en ayunas, excepto el estolato, que no precisa tal medida.

Efectos Secundarios
Los efectos secundarios suelen ser, en general leves y transitorios. Los más característicos son las alteraciones digestivas (diarrea, náuseas, dolor abdominal, ), y menos frecuentes son las alteraciones hepatobiliares (incremento de los valores de las transaminasas), alteraciones neurológicas (cefaleas, mareos). El tratamiento debe ser suspendido inmediatamente en el caso de que el paciente experimente algún episodio de coloración amarillenta de la piel, dolor abdominal intenso, coloración oscura de la orina, cansancio o haces pálidas.

Interacciones
La eritromicina puede incrementar el efecto y/o la toxicidad de la carbamazepina, anticoagulantes orales, ciclosporina, digoxina, ergotamina, metilprednisolona, triazolam y de la teofilina. Puede interferir con la determinación analítica de transaminasas en sangre y de catecolaminas y esteroides en la orina.